La Columna Política de Carlos Domínguez

Desde Nuevo Laredo:

La Columna Política de Carlos Domínguez

 

  • NO SÓLO EN NUEVO LAREDO HAY PANISTAS TRAIDORES
  • SERVIDORES DE FELIPE CALDERÓN SE REBELAN CONTRA EL PAN Y APOYAN A JOSÉ ANTONIO MEADE; SON LOS MÁS IMPORTANTES FUNCIONARIOS DEL SEXENIO SANGRIENTO 2006-2012
  • MARGARITA ZAVALA ES ECHADA FUERA DEL PANORAMA POLÍTICO NACIONAL; MUCHOS SE QUEDAN VESTIDOS Y ALBOROTADOS EN TAMAULIPAS

 

Los más importantes funcionarios de Felipe Calderón Hinojosa durante su sangriento mandato presidencial del 2006 al 2012, aseguraron que darán su voto al candidato del PRI José Antonio Meade Kuribreña y promoverán que el mayor número de ciudadanos voten por el abanderado tricolor el primer domingo de julio del 2018.

 

Este grupo de panistas son senadores de la república. La asonada contra el PAN es dirigida por Ernesto Cordero, presidente del Senado, a quien le siguen Jorge Luis Lavalle, Javier Lozano, Salvador Vega y Roberto Gil.

 

Sin disimular su contrariedad por la derrota de Margarita Zavala en su aspiración de hacerse con la candidatura presidencial del PAN, los senadores rebeldes se escudan en ataques contra Ricardo Anaya y el Frente Ciudadano Por México integrado con el PRD y Movimiento Ciudadano.

 

Visiblemente dolidos y desahuciados en influencia política al interior del panismo nacional, Ernesto Cordero y sus asociados han prometido votar en contra del candidato del PAN a la presidencia de la república, y en cambio respaldarán por completo al abanderado del PRI, José Antonio Meade Kuribreña, por quien promoverán el voto en todo el país.

 

Con este pronunciamiento en boca de los principales operadores del expresidente Felipe Calderón, su esposa Margarita Zavala es echada fuera del panorama político nacional descartada como candidata independiente a la presidencia de México.

 

La decisión formulada por Ernesto Cordero y sus seguidores, acaba de tajo con las aspiraciones de Margarita Zavala dejando vestidos y alborotados a numerosos panistas en Nuevo Laredo y el resto de Tamaulipas que desde hace varios meses apoyaban las aspiraciones de la esposa de Felipe Calderón.

 

Ahora todos estos disidentes del PAN que se sumen a la rebelión encabezada por Ernesto Cordero y los demás senadores, serán parte del equipo político de José Antonio Meade Kuribreña, quedando pendientes los resultados de tan maquiavélica asociación que lejos de aportar los resultados deseados podría llevar al derrumbe total del priismo en nuestro país.

 

En Nuevo Laredo, lo mismo que en Reynosa, Matamoros, Tampico y Ciudad Victoria, el desencanto debe ser mayúsculo en decenas de panistas traidores que ya se frotaban las manos mascullando su venganza en contra del gobernador tamaulipeco Francisco García Cabeza de Vaca.

 

Por lo pronto esos disidentes panistas en Tamaulipas tienen la opción de sumarse al PRI atendiendo el llamado de Ernesto Cordero y sus senadores panistas, o bien continuar con la recolección de firmas a favor de Margarita Zavala, conscientes de que la ex-primera dama de México no tiene la mínima posibilidad de hacer realidad su obsesión por la presidencia de la república.

 

Ahora más que nunca, Margarita Zavala es un cero a la izquierda dentro del panismo disidente que presiden los senadores arriba mencionados.

 

Y aunque el Frente Ciudadano por México aparenta caminar despacio respecto a la postulación de su abanderado presidencial, al interior del PAN y el grupo panista de rebeldes se da por concluido que el candidato será Ricardo Anaya Cortez, lo cual parece un hecho irreversible.

 

Con expulsiones o sin ellas, el panismo ya no necesita de los panistas contrarios al Consejo Nacional del PAN que sostiene a Ricardo Anaya. Lo mejor y mayoritario del partido blanquiazul en México está con su líder nacional, pese a los golpes que diariamente recibe de la prensa y la televisión nacionales.

 

Asegurar que la contienda electoral del año próximo se definirá entre José Antonio Meade y Andrés Manuel López Obrador, es totalmente irracional y ajeno a la realidad política en México.

 

El único que desde siempre se ha negado a presumir su interés por gobernar México es precisamente el joven dirigente nacional del PAN. Negarle los atributos de líder que lo tienen en la cima del panismo mexicano, es lo peor que están haciendo los panistas en rebelión contra su propio partido. Y sino, al tiempo las respuestas.

 

Por hoy es todo, pero mañana estaremos nuevamente en estos espacios de las redes sociales, Dios mediante.

 

CDR.

Periodismo Independiente.

Share this...

Horizonte de Matamoros

Horizonte de Matamoros un medio independiente...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *