Ola de calor récord envuelve 48 estados y casi 130 millones de personas en Estados Unidos

El Servicio Meteorológico Nacional advierte de una peligrosa combinación de calor y humedad que afectará 48 estados y que provocará olas de calor que superarán los 100°F en Chicago, San Luis y Denver entre otras poblaciones.

Más de 125 millones de estadounidenses están bajo advertencia de una ola de calor que inició desde el lunes por la noche y que se extendió hacia el suroeste del país, además de cubrir territorios en el centro y sur de los EE.UU.

El Servicio Meteorológico Nacional (NWS, por sus siglas en inglés) advierte que una combinación “peligrosa” de calor y humedad afectará a la mayoría de los 48 estados (excepto Alaska y Hawaii) antes de que termine la semana, y hay pocas señales de que el calor disminuirá después de eso.

Todo Arkansas, Kentucky, Missouri, Mississippi, Illinois, Iowa e Indiana están bajo advertencias de calor, además de partes de al menos una docena de otros estados.

La ola de calor es provocada por un área fuerte de alta presión, o domo de calor, que se mueve lentamente hacia el este a través del centro de los EE.UU.

Es probable que el domo de calor se desplace hacia el este durante la primera parte de la semana, pero luego retroceda hacia el oeste en un patrón de sube y baja, estableciendo nuevamente condiciones más cálidas para los estados de las altas planicies y centrales más adelante en la semana.

El cambio climático está provocando que olas de calor como esta sean más intensas, frecuentes y duraderas que hace apenas unas décadas.

Las olas de calor son el tipo de peligro meteorológico severo más mortífero en los EE.UU., y se dirigen especialmente a los residentes de bajos ingresos que pueden carecer de acceso a aire acondicionado.

También son particularmente peligrosos para los trabajadores al aire libre.

A partir del lunes por la mañana, las alertas, avisos y advertencias de calor estaban vigentes desde las Carolinas hasta Texas, extendiéndose hacia el norte hasta Wisconsin y Minnesota y hacia el sur hasta la costa del Golfo.

El martes entró en vigencia una advertencia de calor excesivo de principios de temporada para Minneapolis, cuando se espera que los índices de calor (la combinación de calor y humedad) alcancen los 105 °F.

Los pronósticos máximos en varias ciudades ilustran la gravedad de este evento de calor extremo en Chicago; Des Moines, Iowa; San Luis; Little Rock, Arkansas; y Memphis, Tennessee y Denver, donde probablemente alcanzarán los 100 °F hoy y mañana, lo que amenaza récords de calor.

Para los estados centrales, este será un evento prolongado. La falta de alivio del calor nocturno, con muchos récords establecidos para las temperaturas nocturnas más cálidas, aumenta los riesgos para la salud asociados con él.

“Este es un calor serio, así que no lo subestimes”, afirmó la oficina de pronóstico del NWS en Memphis en su sitio web.

Quédese adentro si es posible. Olvídese de las actividades extenuantes al aire libre durante el calor del día”.

Mientras tanto, junto con el calor extremo, este fin de semana estallaron incendios forestales en Arizona, Nuevo México, California y Colorado.

Se esperan condiciones climáticas de incendio “críticas” el lunes desde el suroeste hasta el sur y el centro de las Montañas Rocosas y las Altas Llanuras, dijo NWS.

El peligro de incendio más alto el lunes estará en una región de cuatro estados que ya ha sido duramente afectada por los incendios este año, incluidos Colorado, Nuevo México, Arizona y Utah.

Los fuertes vientos golpearán partes del sur de California, aumentando la amenaza de incendios allí. Esta no es una ola de calor ordinaria de junio, y el NWS está instando a los residentes en su camino a que la tomen en serio.

Horizonte de Matamoros

Horizonte de Matamoros un medio independiente...